miércoles, septiembre 13, 2006

Los novios instantáneos

Ayer camino de la parada del autobús me encontré una curiosa estampa: una pareja de recién casados chinos sentados en una escalera. Así dicho tampoco parece algo demasiado bizarro, pero si lo pensais un poco sí que lo es.

Un novio y una novia, chinos de la mismísima China mandarina, vestidos de novios occidentales pero con muchos encajes, muchas volutas y muchos destellos, sentados en los escalones de una de las entradas al parque de El Retiro. Evidentemente habían estado allí haciéndose el reportaje fotográfico entre los pajarillos y los capullos en flor de La Rosaleda, y eso es muy normal. Lo extraño es que estaban absolutamente solos. Los dos con cara de aburridos, y sin hablarse entre ellos, ni dedicarse una mala sonrisa o mirada cómplice de "Tía, Xian Go, que nos hemos casado, tíaaaaaaaaa, que fuelllllllllllllllllllllllllllteeeee", "Ya, Li Chang, es suuuupelfuellllllllte! Y encima en España!!!". Nada de nada.

Por supuesto, todo el tiempo que tardo en llegar el bus (petado por cierto), me lo pasé observando a la atípica pareja de esposos aburridos. ¿¿¿Por qué estaban sólos??? ¿Dónde estaban sus familias?, ¿Y sus amigos? ¿El fotógrafo por lo menos? Es que estar colgado el día de tu boda es un poco triste, aunque la causa sea que estás esperando a que pase un coche o una calesa a recogerte y llevarte al banquete a base de loyito plimavela y aloz tles delisia. ¿No ha podido nadie quedarse con ellos para entrenerles? Desde luego, a la vista de la conversación inexistente que tenían, ya podía haberse quedado algún alma caritativa de entre los invitados para hacerles unos juegos de magia o unos malabares... A lo mejor se acababan de conocer el día de antes y era un matrimonio de conveniencia... ¿Serían novios instantáneos?

En fin, que al final llegó el autobús y dejé a los chinos que resolvieran sus problemas chinos ellos solitos. El motivo de ir hacia el centro era recoger a Flat e ir a ver a Michelino, mi ex-compañero de piso de Copenhague, que está en España unas semanitas, y me hace muchísima ilusión volverle a ver, porque es para comérselo.

Previamente al encuentro me tomé unas cervezuelas con Flat en el HOT para aclarar algunos asuntos pendientes desde hacía tiempo, fruto de las peculiaridades de estos dos últimos meses. Lo arreglamos todo en seguida y lo celebramos con una bolsa de medio kilo de pipas Tijuana, que son maravillosas y que cuando te encuentras una con un grumo-de-sabor-concentrado pegado a la cáscara es como tocar el cielo.

Michelino estaba exactamente igual que hace un año, un pelín más delgado si acaso, pero igual de encantador. Bueno, también está un poquito más gayi, pero eso es normal teniendo en cuenta que todo lo que le rodea últimamente tiene tintes homosexuales. En cualquier caso, él erre que erre con que está feliz con su novia y no quiere probar con hombres, aunque le insistamos en que le va a gustar...

La reunión fue un éxito, y fue la primera vez desde hace 13 meses que los Caballeros de la Casa de Amager y su doncella Flat Eric se juntaban al completo otra vez... Fue un poco emocionante... Como si reunieras a toda la plantilla de Verano Azul ahora... Sniff. Hicimos foto y todo para acreditar el momento.

En fin, que voy a parar ya, que el plato de judías pintas con arroz, el muslo de pollo con patatas, el pan, la tarta de frutas del bosque, y la lata de coca-cola que me acabo de jalar me están haciendo un poco de efecto somnífero y ya no veo las letras (hoy he comido con gente, ¡yupi!)

3 comentarios:

maggie wang dijo...

tiatiatia, digo yo que los novios serían de Hangzhou, que allí son asínnn de raritos, jurjur.

Y queremos foto de Michelino en BOLAS YA!!! Más que nada, para opinar sobre el mismo, clarostá

Dr. Malcolm dijo...

espero que las judias con arroz solo provoquen efectos somníferos... si no, vuelta a comer on your own
una duda, las fotos de boda de los chinos, las revelan en tiendas de fotos de chinos, ¿no?

AlvaritoGafasDePasta dijo...

qué geniales los reencuentros erasmus!!!










a Segovia vienen mogollón de japoneses a hacer como que se casan, a hacerse las fotos en el alcazar y a comer cochinillo. Los primeros que vienieron salieron en madrid directo y todo!

bss grandes





AlvaritoGafasDePasta