jueves, mayo 11, 2006

Eventos importantes. Parte I

Son tantísimas las cosas que tengo que contar que mucho me temo que voy a tener que meter la tijera y cercenar despiadadamente los temas que tengan la suerte de no quedarse en el tintero. Evidentemente esta autocensura va en detrimento de la calidad del post, pero así están las cosas.

Hablando de autocensura, tengo que decir que hace poco tuve que retocar descaradamente los dos últimos posts, porque me habían cazado. Mi primera Faralada. Es increíble esto de la red. De repente resulta que la persona más insospechada te lee asiduamente o aterriza aquí por casualidad saltando de blog en blog y resulta que es colega de algún protagonista de la entrada del día… Por un lado, es cierto que esta es mi página y que aquí escribo y doy mi opinión sobre lo que me salga del higo, lo que pasa es que por otro lado, lamentablemente lo que más éxito tiene son las críticas despiadadas (y realistas) cuando las hago y hoy me han hecho una pilladita inocente, pero igual mañana me echan del trabajo… No sèrgh…

Pero bueno, pasemos a los temas a tratar en la junta de hoy.

Jubilación de mi madre

Pues sí. Sin prisa pero sin pausa mi madre se ha colocado en los 65 años, con un torno, y a los 65 años lo que tienes que hacer es mandar a tomar por culo a tu trabajo y dedicarte a vivir como un rajá. Mi madre no lo ha mandado a tomar por culo, porque la verdad es que le daba penita, pero sí que tiene pensado vivir como un rajá, o lo que entiende ella por ello… Ahora por fin va a tener tiempo de entregarse en cuerpo y alma a sus temas y sus cosas, a saber: coro, asociación de belenistas, flores secas, patchwork, nietos… Todas esas cosas que conforman el conjunto de actividades de una respetable señorona de su edad. Y para empezar con esta nueva etapa, qué mejor que una fiesta por todo lo alto.

Cuando digo fiesta me refiero a FIESTA. ¿Que mi madre se jubila?, pues coge, agarra, y mete a toda su familia de Córdoba (hablamos de 60 personas) en un autocar y les trae a Madrid o ponerse bien de comer y bien de beber. Teníais que haber visto a toda la tropa con camisetas diseñadas para la ocasión ocupando todo el jardín y devorando todo lo que salía de la cocina, que fue de todo menos escaso. Los hijos estábamos con el modo catering activado y lo único que hacíamos era entrar y salir de la cocina con bandejas moviéndonos como bailarinas… Todo tenía que salir bien. Y salió mejor que bien.

La guinda la puso nuestro regalo. Llevábamos nosecuántos días reuniéndonos clandestinamente para preparar un regalo diseñado para romper todas sus armaduras y mecanismos de defensa y que llorara como una perra y lo conseguimos. El regalo en cuestión era un álbum de fotos de toda su vida, que así dicho no parece gran cosa, pero que a la hora de llevarlo a cabo te das cuenta que teníamos que haber elegido muerte. 65 años dan para MOGOLLÓN de fotos. La confección del álbum ha sido como las obras de El Escorial. Buscar fotos, fecharlas e identificar a los personajes, seleccionarlas, ordenarlas, elegir la colocación en el álbum, pensar un texto para escribir al lado, pegarlas, despegarlas porque se hemos encontrado una que va mejor, pegar la nueva, escanear las que estaban en formato digital, imprimirlas, escribir el texto, primero a lápiz para calcular espacios, luego a boli (con falsilla por supuesto), borrar el lápiz, quitar las virutillas de goma que se quedan pegadas por todas partes… Y todo esto a lo largo de 50 enormes páginas. Lo dicho, un horror.

Lo que pasa es que cuando tu madre abre la primera página y se emociona descaradamente, pues entonces sonries satisfecho y te das cuenta que ha merecido la pena tener que levantarte los sábados con resaca a hacer manualidades con tus hermanos.

Iba a seguir con el siguiente tema, pero el tono que requiere no pega ni con cola con el pseudodramatismo del anterior, así que sólo os adelanto que se trata del viaje a Salamanca con Claudiopiscu para conocer la ciudad y a su maravillosa familia. Estará pronto en su blog amigo. No tiene desperdicio, así que atentos a las actualizaciones.

Besos en las ingles.

7 comentarios:

ana dijo...

como si lo viese, cenutrio es el mejor amigo de tu compañero de curro

TB97 dijo...

¡Por fin, dear Ann! Me ha gustado tu narración. Lo que no me ha gustado es que hagas manualidades con tus hermanos, y no conmigo.

Espero que Salamanaca at Claudio's no tarde mucho en llegar.

AlvaritoGafasDePasta dijo...

qué bueno leerte de nuevo!!!!

espero que continúes y tal.

qué genial el evento familiar. soy fans de ese tipo de fiestas.

cuídate mucho. bss con toga y a lo loco.

AlvaritoGafasDePasta

TB97 dijo...

Pero., ¿dónde anda el personal? Yo sigo siendo fans, a ver si te me vas a deprimir a estas alturas.

Shakti dijo...

Promesas, promesas...

Anónimo dijo...

Ya no me estimas Ann?

Cumple con tus obligaciones para tus fans

Abrasos sabrosos osos

Charro

abeldog dijo...

para ser cancer eres bastante divertido... ahora que recuerdo uno de mis mejores amigos es cancer, bueno da igual, sobretodo que " la conjura de los necios " sea uno de tus libros favoritos me resulta muy tentador... intentare seguirte la pista (sin agobios claros)